Deportes Ejercitacion
13/07/2015

Conocé los beneficios del Stretching

El Stretching es un tipo de ejercicio físico que se basa en el estiramiento de los músculos.

A veces lo hacemos casi sin pensarlo, cuando despertamos, o cuando pasamos mucho tiempo sentados. Es que para los seres humanos, estirarse es un acto instintivo. Sin embargo podemos adoptarlo como una práctica programada que puede traernos muchos beneficios en nuestra salud. Justamente de eso se trata el Stretching.

No solo podemos estirarnos antes y/o después de realizar otra actividad física sino que podemos adoptarlo como una rutina diaria que por sí sola mejorará la elasticidad de los músculos, la postura, el equilibrio y la coordinación, aumentará la flexibilidad y resistencia y, en muchos casos, nos ayudará a eliminar el estrés.

En el llamado “Stretching Global” las sesiones pueden durar aproximadamente 30 minutos y se realiza el estiramiento de todas las zonas del cuerpo. Lo importante es mantener la postura unos instantes, realizando pausas de 20 segundos antes del siguiente ejercicio.

    

Al respecto, los expertos indican que, con frecuencia, realizamos de manera incorrecta algo que parece tan sencillo. Por ejemplo, debemos evitar los rebotes o hacernos daño pensando que cuanto más duela, mejor y mucho menos debemos contener la respiración. Por el contrario, el estiramiento debe ser gradual, respirando bien para oxigenar los músculos y más que dolor, debemos sentir relajación.

La ventaja de estos ejercicios que podemos hacer sentados, acostados o de pie, es la posibilidad de demorar la normal degradación de nuestra tonicidad muscular. En efecto, de niños somos muñecos de goma capaces de adoptar cualquier posición pero con el correr de los años vamos perdiendo esa condición. En definitiva, se trata de mantenernos flexibles para hacer que el paso del tiempo no nos quite la posibilidad de sentirnos plenamente activos.